Personal de la Comisión Nacional de Seguridad, a través de la Policía Federal, le marcó el alto al conductor de un vehículo de pasajeros.

Una vez detenida la unidad a la altura del kilómetro 181+000 de la carretera Monterrey-Reynosa, los policías federales realizaron una inspección a la unidad; como resultado, en el pasillo hallaron alteraciones que no corresponden al diseño original.

Por ese motivo, el conductor y dos acompañantes, así como el autobús con placas de circulación de los Estados Unidos, fueron trasladados a las oficinas del Agente del Ministerio Público de la Federación.

En presencia de la autoridad ministerial, se retiró el recubrimiento de las estructuras del piso, mismos que dejaron al descubierto 18 paquetes confeccionados con cinta adhesiva, los cuales contenían polvo blanco cuyas características coinciden con la cocaína.

La probable droga con un peso aproximado de 18 kg, así como los operadores, quedaron a disposición del representante social, quien dará seguimiento a las investigaciones correspondientes.

Tras deslindar responsabilidades, los pasajeros continuaron su viaje en otra unidad.

24 de octubre de 2016

Boletín No. 529